Mapa de recursos


Os Ancares: El Último Paraiso

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Riqueza natural y etnográfica.

La sierra de los Ancares está en el extremo oeste de la Cordillera Cantábrica. Su aislamiento geográfico ha permitido que llegue hasta nuestros días con una naturaleza plenamente virgen y costumbres ajenas a cualquier influencia exterior. Bosques autóctonos, picos inaccesibles, flora y fauna variada y una peculiar arquitectura popular conforman un paisaje único.

 
Las leyes naturales todavía gobiernan aquí.
Con esfuerzo, la naturaleza es la que determina los ciclos de vida del hombre.
Y es que el saber compartir esta riqueza es nuestra mayor sabiduría.
Son tierras que permanecieron durante siglos aisladas de un mundo que no podía, o no quería, llegar a ellas, y gracias a eso, fueron capaces de conservar la mayor conjunción de valores naturales que se pueden dar; los paisajes más destacables, y los pueblos más auténticos que se quieran imaginar.
Los Ancares son casi trece mil hectáreas de Reserva Nacional. Esta sierra es el extremo oeste de la Cordillera Cantábrica. De allí parten sus valles encajados entre cumbres comprendidas entre los 1.500 y 2000 metros de altura.
Estos pequeños valles permanecían aislados durante una gran parte del invierno debido a las fuertes nevadas, que como pueden ver ya se han iniciado.
Pero hoy en día el asfalto ha llegado a las puertas de l


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook