Mapa de recursos


De Lobios a Celanova

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Camino de San Rosendo o de la Reina Santa.

Entre la antigua frontera portuguesa de Portela do Home y Orense, transcurre uno de los caminos mas antiguos procedente de Portugal, que partía de la antigua Bracara Augusta, la actual Braga.La ruta se inicia en Portela do Home y recorre, en tres tramos, Vilameá , Lobios, Ponte Cadós, Bande, Portela y Celanova.

 
En el antiguo paso fronterizo de Portela do Home, en la Serra do Xurés, se inicia el Camino de San Rosendo, una de las variantes de la Ruta de la Plata, la senda de peregrinación a Compostela que entra en Galicia por el sudeste ourensano.
Esta ruta tiene, en parte, un recorrido muy similar al de la Via Nova o de Antonino, en el tramo de esta calzada romana que unía las ciudades de Braga y Astorga.
Los romanos fueron los pioneros del termalismo en Galicia. Los baños de Riocaldo se encuentran al pie de la Via Nova, ya en el concello de Lobios.
Al paso de la aldea de Vilameá vamos dejando atrás el impresionante paisaje de la Serra do Xurés. Pero la historia nos vuelve a citar, ahora en el Campamento Romano “Aquis Querquernis”, en la margen derecha del Encoro de As Cunchas, en Bande. Una estación termal aprovecha los manantiales de agua caliente que a principios de siglo dieron lugar a un balneario.
No cabe duda de que los romanos sabían cuidarse. Porque a poca distancia de las fuentes instalaron su campamento militar, datado entre los primeros años de la dinastía Flavia y el reinado de Antonino Pío.
Nadie debería irse de Bande sin acercarse hasta la pequeña iglesia de Santa Comba. Reducida en dimensiones pero grande en importancia, porque es uno de los ejemplos de arquitectura visigoda más antiguos de toda España. Este monumento nacional desde 1931 perteneció al cenobio femenino de Santa Comba, fundado en el siglo VII. El templo conserva elementos de etapas anteriores, romanos, visigodos y añadidos de actuaciones posteriores. Una pequeña maravilla con pinturas murales del siglo XVI que custodió el cuerpo de San Torcuato, uno de los primeros discípulos del Apóstol Santiago.
La monumentalidad de la ruta convive con el encanto humilde de la arquitectura popular. Portela, Verea y así llegamos, con la noche, a Celanova. Nuestro fin de ruta por el momento. La alameda engalanada se ofrece como pórtico al peregrino. Después de cuarenta y tres kilómetros, los pasos empredados de la Rúa da Botica son una delicia para los pies. Impacientes, no se resisten a echar un vistazo en el claustro del monasterio, que visitaremos mañana, al igual que esta Plaza Mayor.
La noche es cálida e invita a sentarse en una taberna. No hay mayor recompensa después de un largo caminar.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook