Mapa de recursos


De Cea a Dozón

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

La protección de Santo Domingo

Desde el Santuario de Nuestra Señora de la Saleta,petos de ánimas, cruceiros, iglesias y puentes medievales nos indican que estamos en el buen camino. En Arenteiro nos sorprende el santuario de Nuestra Señora de las Nieves. En Dozón el camino sale delante de la iglesia de la Virgen de la O. Bajando en dirección a Lalín hallaremos la ermita de Santo Domingo, protector de los caminantes.

 
Cuando está a punto de abandonar Cea, el caminante piadoso puede pedir la protección de Nuestra Señora de la Saleta, patrona de San Cristovo de Cea. El Santuario fue edificado en 1908 y es de estilo neogótico. Nos hemos desviado un poco de la ruta original, pero hay que aprovechar la ocasión para hacer visitas, que siempre nos enseñarán algo.
Estamos en el buen camino. Nos lo confirma este peto de ánimas en Cotelas. Luce la cruz abacial de Oseira, síntoma del extenso poderío del cenobio. En otros tiempos petos, cruceiros, iglesias, y puentes como este medieval en Mirela, eran los únicos indicadores en ruta. Sin guías turísticos, claro, ni más ayuda que unas vagas referencias, los antiguos peregrinos de la Vía de la Plata cruzaban estas tierras de Piñor, en la comarca de O Carballiño. Hasta las fuentes valían como señuelo, además de para calmar la sed y descansar un ratito.
Llegamos a Arenteiro, a los pies de la Capilla de Nuestra Señora de las Nieves y Peregrina, nada menos. Es un templo muy sencillo pero con una historia entrañable, ya que su restauración, en 1974, fue costeada por emigrantes procedentes de esta zona.
En Mesóns do Reino, la ruta Xacobea se cruza con el antiguo Camino Real hacia Orense. Así que por estos pagos han visto mucho ir y venir de gentes.
Y seguro que caminantes, peregrinos y viajeros encontraban y encuentran tiempo para acercarse hasta la iglesia de O Desterro, en A Corna. La alargada sombra de Oseira también alcanzó a este templo, que fue uno de sus muchos prioratos. De hecho, en su fachada principal luce el escudo de Oseira, además del de su Orden, la Congregación de Castilla. Su estilo es neoclásico, con un interior muy llamativo. Sus retablos son de piedra, como los de Oseira, en un cruce de estilos que van del plateresco al neoclásico pasando por el barroco tardío. Una hornacina con forma de vieira recuerda su vinculación con el camino xacobeo.
En terreno do País do Deza, al que pertenece el ayuntamiento de Dozón, se levanta la iglesia de San Pedro de Vilanova. Es lo que queda de la antigua abadía de monjas benedictinas fundada a mediados del siglo XII con el apoyo del rey Alfonso VII. Un hermoso ejemplar del románico, que llama la atención por su monumentalidad pétrea y robusta. Muy cerca de la iglesia se han encontrado restos romanos, lo que para muchos investigadores es indicio de un antiguo asentamiento en el mismo lugar. En épocas recientes se llevó a cabo una restauración que es más apreciable en el ábside circular, de tipología cisterciense, aunque el estado general del conjunto, declarado de interés artístico, requiere nuevos cuidados.
Próximo al núcleo urbano se halla el Santuario de San Salvador de la O, que fue reedificado en 1864. Estamos en pleno camino de Santiago, cuando falta muy poco para acometer la ascensión al alto de Santo Domingo, como se conoce al lugar de A Cruz da Pavela.
En la cima, la ermita de Santo Domingo, del siglo XVII y con escudo de Oseira, recuerda la dificultad del paso en la antigüedad. No hay que olvidar que nos encontramos en un puerto de montaña, a unos 700 metros de altitud. Al amparo del santo, protector de caminantes, se acogían los peregrinos, que buscaban refugio en la aldea que lleva su nombre. Ahora, salvo cuando la crudeza del invierno se ensaña en ofrecer nieves y bajas temperaturas, el ascenso es casi un paseo apacible que hasta permite gozar del paisaje rural de Dozón.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook