Mapa de recursos


Ritmo de Gaita

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

La gaita marca el latido de nuestra tierra

Se toca con dedicación y entusiasmo en cada pueblo. Los casi 15.000 gaiteiros de este país participan en fiestas y romerías. Las religiosas y las profanas se amenizan por igual, con el sonido de la gaita.

 
El mundo celta se rinde ante el sonido de la gaita. Se hace una por una, artesanalmente, con los mejores materiales, las maderas más nobles para conseguir un sonido puro de tierra de ancestros y de folclore.
Hay en Galicia 315 municipios de los que dos terceras partes realizan algún tipo de actividad musical relacionada con la tradición y con nuestro instrumento más tradicional, la gaita. Es esto, en opinión de los expertos, lo que más contribuyó a dignificar la figura del gaiteiro, no siempre valorada en un País que se engloba en la franja europea del llamado mundo celta.
Las pequeñas escuelas de música municipales, los conservatorios elementales y los superiores han conseguido que la gaita alcanzase el nivel de altos estudios con licenciatura incluida. Se calcula que casi quince mil niños y jóvenes saben tocar la gaita en Galicia y mas seis mil forman parte de algunas de las 500 bandas o agrupaciones existentes.
La de mayor fama internacional es sin duda la Real Banda de Gaitas de la Diputación de Ourense, que ha llevado su sonido hasta las mismísimas pirámides de Egipto o a la Quinta Avenida de Nueva York. Aunque quizá el resurgir de la gaita se lo debamos a los grandes virtuosos y virtuosas del instrumento, como Carlos Nuñez, Xosé Manuel Budiño, Susana Seivane o Cristina Pato; y a los grupos que lideran nuestro folk desde hace años, caso de Milladoiro, Berrogüetto o Luar na Lubre, donde militan gaiteiros tan ilustres como Xosé Ferreirós, Anxo Pintos o Bieito Romero.
La gaita de la modernidad ha pasado de ser el sonido de la romería ?que también- para alcanzar la gloria en los escenarios mas importantes de Europa. El Festival de Ortigueira es la meca de este instrumento común del que nos gusta presumir y del que disfrutamos dando rienda suelta a nuestra alegría.
Pero la figura del viejo gaiteiro, el maestro de todos, como los veteranos Carballeiras o los Faiscas, sigue resultando tan entrañable que destaca incluso por encima del paisaje.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook