Mapa de recursos


PAÍS DE LOS MIL RÍOS

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

La Ribeira Sacra, un paisaje de extraordinaria belleza protagonista de las mejores rutas fluviales.

Estamos ante una zona de interior que se ha convertido en una gran competidora turística de las costas e incluso del Camino de Santiago. Lo cierto es que no le faltan argumentos. Dos ríos importantes la surcan, el Miño y el Sil. Por algo, ya Cunqueiro hizo de Galicia en su literatura, El País de los mil Ríos.

 
Entre las múltiples definiciones que Cunqueiro hizo de Galicia destaca la de ?País de los Mil Ríos?. No es para menos. Porque los ríos ?grandes, medianos o pequeños, incluso los que llamamos regatos- no solo engrandecen el paisaje de esta Tierra sino que han sido fuente en la que bebieron nuestros mas grandes poetas.
De los mil ríos, sin embargo, dos surcan caprichosamente el espacio mas bello, creando en él únicos lugares de ilimitada belleza. Hasta tal punto, que convertirán el territorio en Patrimonio de la Humanidad, que es objetivo de cuantos amamos estas riberas que se definen desde hace mil años como sagradas. Son el Sil ?que lleva el agua según el refrán popular- y el Miño, que tiene la fama. Ambos ríos confluyen en Os Peares, que es parroquia de dos provincias y cuatro municipios, frontera natural del espacio que conocemos como Ribeira Sacra.
La Ribeira Sacra del Miño se extiende desde Os Peares hasta Portomarín... El río se ensancha gracias a los embalses de Peares y de Belesar. En sus laderas siguen creciendo cepas, que siguen próximas a los templos mas antiguos. El tiempo se detiene navegando por el Miño o contemplando el río desde lo alto de la colina.
La Ribeira Sacra del Sil se alcanza también desde los Peares. Hasta el Salto de San Pedro, el río canta su canción de primavera y se detiene por momentos en lugares de ensueño. Cuando se ensancha hay que admirar el espacio desde el agua. Y luego desde tierra: desde el mirador de Nogueira o desde los Balcones de Madrid.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook