Mapa de recursos


LA IMAGEN DE UNA TIERRA MÁGICA

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Si hay una palabra que define nuestra tierra en cualquier lugar del mundo es Magia.

Dicen que esta Tierra tiene también una imagen “mágica”. En Galicia hallaremos el bosque animado que habitan los duendes. La colina desde donde nos hablan las hadas. El castillo donde vive Merlín, el mago. La alta montaña de los druidas. Y el viejo molino donde cada medianoche se reúnen las meigas.

 
Cualquiera de los paisajes que usted ha podido ver a lo largo de estas 700 semanas tiene un encanto especial.
No sabemos si ha sido obra de brujas, o meigas, como las llamamos comúnmente pero si que esta tierra verde tiene un matiz especial. Bajo el espeso manto de la niebla o bajo cualquier efecto de la luz, hermosos parajes se nos muestran como espejo de un pasado que sigue siendo muy real.
Nos hemos dejado transportar a la alta montaña donde las nubes juegan con las cimas y ambas, se funden en perfecta armonía, sin límites. Donde los viejos druidas han dejado paso a nuevos habitantes.
Hemos visto como la tierra nos hablaba. Como humeante nos invitaba al paseo y a perdernos en su embrujo natural.
Hemos recorrido rincones hechizados por el verde de la naturaleza. Nos hemos perdido por bosques animados donde habitan los seres de la noche.
Hemos descubierto castillos y monasterios refugio de anacoretas y abrigo de peregrinos. Hemos hablado con hadas y musas. Viejas compañeras del Mago Merlín. Conocedoras de las hierbas curanderas de nuestros montes. Soñadoras e instigadoras de poemas. Recolectoras de la alquimia del camino.
Les hemos mostrado la magia de nuestra aldea. Nos perdimos en nuestra etnografía. Les enseñamos nuestros símbolos más arcaicos. La huella de otras gentes que habitaron esta tierra.
Hemos seguido al caminante. Al peregrino inquebrantable. Lo hemos acompañado por su senda solitaria hacia el fin perseguido.
Así es la ruta de los sueños. Diferente. Llena de ilusiones. Así es nuestra Galicia, a la luz de nuevos matices. Una imagen única, mágica.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook