Mapa de recursos


Un poco de historia

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

En el bello municipio de Entrimo no faltan los atractivos histórico-monumentales.

La historia más reciente de este municipio ourensano de Entrimo nos habla de Interimi como primer topónimo, según la concordia que firmaron en el año 1.149 el Obispo Martín de Ourense y el Abad Palayo de Celanova, que se disputaban estas tierras.

 
Sin embargo Entrimo cuenta con yacimientos prehistóricos que no por poco estudiados, carecen de importancia. Así podemos encontrar castros en el Monte do Quinxo, a más de 1.000 metros de altitud, en el oeste del municipio. Aquí se hallaron algunas mámoas, al igual que en el Alto de San Fiz. Siguiendo los montes de Entrimo encontraremos dos curiosos: el Monte Lumiares y el Penedo da Facha. Algunos historiadores indican que desde ellos se hacían señales con hogueras... no hay que olvidar que estas tierras, fronterizas con Portugal, vivieron las disputas entre el poder religioso que ostentaba el Monasterio de Celanova, y el civil, representado por los condes de Ribadavia. Por lo que se refiere a la arquitectura civil, no podemos dejar de visitar el Pazo de los Represa, construido en el año 1.785 en el lugar conocido como Casa do Alén. Aislado con un muro de piedra, en el que se abre un gran portalón de entrada, este pazo conserva toda su estructura y tiene además, un elemento etnográfico de gran interés: un hórreo o canastro tradicional, construido totalmente en granito, incluso el tejado. Pero la joya de la corona de los monumentos de Entrimo es la iglesia de Santa María la Real. Construida a finales del siglo XVI y declarada Monumento Histórico- Artístico, esta edificación religiosa presenta una fachada barroca churrigueresca, una de las pocas existentes en Galicia, con una torre de 25 metros de altura. Alrededor podemos admirar una balconada de piedra, y por remate, pináculos, tambor y cúpula hemisférica, con pila bautismal en su base. También son de gran interés los seis retablos que encontraremos en el interior del templo y el altar Mayor con un Cristo Crucificado y la Virgen de los Dolores.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook