Mapa de recursos


Hío, Hechizo Natural

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Una playa, un monte y un crucero son suficientes motivos para viajar hasta Hío.

De un tiempo a esta parte el turismo convirtió a Hío en la más deseada parroquia de Cangas. Sus playas, el histórico monte Facho y su famoso crucero son sus argumentos principales.

 
Hío es la parroquia más occidental y no tiene mucha población aunque hay demanda de segunda vivienda, veamos el por qué.
La Iglesia de San Andrés de Hío es muy interesante por su antigüedad. De origen románico es un compendio de varios estilos resultado de las modificaciones que ha sufrido a lo largo de su historia.
A su lado el famoso cruceiro obra del Maestro Cerviño. De finales del siglo XIX la escultura es marcadamente barroca por el aire teatral que le imprime a sus conjuntos el autor. Seres que sufren, que con su teatralidad, nos transmiten multitud de sensaciones. Es quizá el cruceiro más importante de los que se conservan en Galicia y su originalidad y grandeza es patente para el visitante. Según palabras de Hipólito San Bravo : Un poema de teología tallado en piedra. De la majestuosidad de estas figuras nos vamos a la del paisaje.
El mar ha esculpido también con la ayuda del viento obras maravillosas a lo largo de los 32 kilómetros de costa que tiene Cangas.
El hombre ha reconocido su arte declarando parte de esta costa Espacio protegido. ES esta Costa da Vela a la que sólo dando toda la vela se podía remontar.
Cabo de Home , la punta de Couso , y el Monte Facho , son los impresionantes parajes que la hacen célebre.
Otros hombres muchos siglos antes que el Maestro Cerviño dejaron su arte unido a esta tierra. Y supieron escoger el sitio, el Monte Facho de 179 metros. Se espera hallar unas 102 aras romanas, un hallazgo de enorme magnitud. Pero ahora estos son algunos de los importantes tesoros que han sido encontrados.
A lo largo del litoral hay una amplia gama de formas y procesos. Un litoral muy diverso. Cada tramo es diferente de cualquier otro que hayan visto.
Hay costa arenosa de la mejor calidad, y acantilada y pedregosa.
La arenosa comprende la zona de Limens, Nerga, Aldán-Hío, y Rodeira, compuesta por arenas de playa y dunas. Se ha podido verificar la existencia de una playa levantada en la zona de Nerga datada entre 7000 y 11000 años de antigüedad. Esta zona contrasta con la costa fuertemente rocosa y acantilada, dura y abrupta. Costa atlántica, de fuertes pendientes y que predomina en a costa da vela. Zona de paradisíaco aspecto y con parajes vírgenes.
Cangas, y en concreto esta parroquia de Hío, no sólo se asoma a la tranquila y hermosa bahía de Aldán, si no también a la ría de Vigo. Por lo tanto a dos rías. Un privilegio.
Su litoral está salpicado con 39 playas, y de mucha calidad, un fenómeno sin parangón en ningún otro país europeo.
Más que playas muchos de estos arenales son obras perfectas de la naturaleza, que los convierten en espacios naturales únicos. Su diversidad biológica es increíble, y de su encanto estas imágenes sólo son un adelanto.
Playas inmersas en sistemas dunares protegidos, y con pinares con solera, más de cien años tienen muchos. Hablamos de Limens, Santa Marta más urbana, Temperán, Os castros, Nerga (playa resguardada con servicios), Viñó, Barra (playa resguardada abierta, de arena fina y muy solicitada, la más recóndita y salvaje, y Melide que es la playa de los tres faros, considerada una vez un finisterrae, y con un horizonte ocupado por las islas Cíes.
En la bahía de Aldán las calas son de difícil acceso como Pinténs, una playa resguardada con todos los servicios.
San Xián, Pipín, Castiñeira, Couso, Arneles ideal para el buceo con arena gruesa, no muy ocupada en verano, y con restaurante, aparcamiento, y Areabrava de bandera azul por disponer de todos los servicios necesarios. Son playas que piden un esfuerzo para llegar a ellas pero que recompensan con un mar en calma, con una sombra que avanza a lo largo del día para protegernos del sol, y nos permite tomar un respiro sin tener que irnos de la playa, y las rocas del mar invitan a acercarse a ellas y descansar.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook