Mapa de recursos


Por el Camino de Brea

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

La Lama, es paisaje en su más expresiva pureza.

El principal atractivo turístico que ofrece A Lama, son los espacios naturales con los que cuenta el municipio como las orillas de los ríos Verdugo, Xesta y Xeixo. En el aspecto monumental llaman la atención los vestigios que dejaron los primeros pobladores del municipio en los montes de O Seixo.

 
Estamos en el municipio más alto de Pontevedra y de los más grandes, pero por ahora hay que añadir otro adjetivo: desconocido.
Estamos tan lejos, y tan cerca de Pontevedra. Tan sólo a 22 kilómetros, pero muchos más reales. Para bien, porque estamos en plena naturaleza sin ningún tipo de conservante ni colorante, pero aún falta que todos los sepan.
Algunos conocen este municipio por esta enorme y moderna cárcel, pero A Lama es mucho más que un titular en la prensa.
El crecimiento de la población aún es negativo, muchos tuvieron que marcharse, proceso iniciado por los temporeros a Castilla, y se perdieron la oportunidad de crecer con estos montes de compañía.
Estas moles graníticas parecen ajenas a estos análisis económicos, pero puede que den un vuelco a las estadísticas.
De hecho ya la posguerra fue menos dura aquí por las estivadas, plantaciones cíclicas de centeno en estos montes.
Y su belleza puede ser el reclamo definitivo, que combinado sabiamente con una oferta turística atractiva y organizada, coloque A lama en los mapas del ocio.
Además de la casa de A Souteleira en breve abrirá un nueva casa, que se unirá en la oferta a este nuevo hotel.
Las moles graníticas son la extensa Sierra del Suído alterada por el fuego y por el pastoreo, el monte do Seixo, y la Serra do Cando que es la cabecera de la cuenca del Verdugo y forma parte del la Red Natura 2000.
Hay muchas pendientes pero son suaves. Y sobre todo una enorme compenetración entre ríos, arroyos, carballos, y cumbres que dan el mejor contexto.
Dos nombres propios el Xesta, y el Verdugo, domesticado en la playa fluvial.
El recorrido a lo largo de cada una de las 10 parroquias es una sucesión de sorpresas, como este carballo centenario do pelete.
Carballeiras intactas como esta de las más extensas de la provincia, y entre ellas de nuevo alguna sorpresa.
Que este es un pueblo emigrante se descubre en las casas de Gaxate.
Los emigrantes se vuelcan fervorosamente en las romerías de A Lama, tanto en la Romería de las Ermitas en Antas, los 4 y 5 de agosto y en la del Santísimo Cristo de la Agonía en Xende en la que personas ofrecidas son llevadas en ataúdes por sus familiares alrededor de esta iglesia del siglo XVIII. Muchos antes tenían que hacer este Viacrucis que comienza al pie de la gruta de Santa Bárbara.
De los emigrantes que conocemos el mayor es Valentín que fue cantero en el valle de los caídos, y se marchó a Méjico en 1947.
Más sorpresas. Este Puente de Liñares con un sólo ojo, de 1794 cuando A Lama experimentó un importante desarrollo por la introducción del maíz y la patata.
Por este puente pasa el inhóspito Camino Real a Cortegada, por el que viajaban los arrieros con sus mulas cargadas de ribeiro tratando de evitar el pago de portazgos. Siguiéndolo a pie llegaremos a este espectacular suicidio estético del Xesta, A Freixa, que continúa su viaje hasta unirse al río Parada y renacer los dos como el río Oitavén.
Otro puente de gran belleza arquitectónica es el de Berducido de cinco arcos, reconstruído en el siglo XVII.
Donde no llegan ni la luz ni el agua, viven dos comunidades hippies, que han repoblado dos aldeas.
Todo lo que sí hay en la capital A Pedreira, un nombre lógico ante todas las rocas vistas. Y se entiende que esta sea tierra de grandes canteiros, casi escultores.
Hay escasos 3000 habitantes pero una gran actividad cultural.
No faltan ganas por luchar , y han surgido iniciativas como esta Cooperativa textil de A Lama una iniciativa local de empleo que desde hace 4 años sacan adelante siete socias apoyándose fundamentalmente en cursos de formación.
Y el concello acaba de comprar 1400 metros2 para comercio.
Otro espacio de futuro es el Polígono industrial del que ya se han vendido todas las parcelas. Nos tenemos que ir al vecino Cotobade, pero es un hasta luego porque A Lama vuelven hasta los que han triunfado en el cálido Caribe.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook