Mapa de recursos


EN LAS RIBERAS DEL CABE

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Un recuerdo para Elsa desde su Lemos natal.

Tiene muchas postales el Monforte de hoy, que no identificaría Elsa. Ella vive del recuerdo de una estación desierta, de un castillo en ruinas, de una villa de paso y de una tierra de mucha niebla y poco sol.Hoy Elsa, en su Buenos Aires querido, sigue teniendo alma gallega del Valle de Lemos.

 
Te escribimos desde las riberas del Cabe a ti, Elsa, para que desde Buenos Aires disfrutes de la mejor postal de tu pueblo. Para ti, hacemos este recorrido con el fin de que pongas imagen a tus diluidos recuerdos.
Disfruta de este vergel, porque sus tranquilas aguas nos transportan a la ciudad que has dejado tantos años atrás. Una ciudad que no ha parado de crecer hasta convertirse en la segunda localidad más importante de la provincia de Lugo. ¿Reconoces estos rincones?, ¿Te recuerdas de la plaza España?, ¿Te suenan estos balcones y galerías?. Este es el nuevo Monforte, pero hay mucho de lo antiguo que sigue siendo un referente a tener en cuenta, como el convento de Santa Clara, donde se encuentra una de las muestras más importantes de arte sacro de toda España. La pieza más importante es este cristo yaciente de Gregorio Hernández.
Ya en la plaza de la Compañía nos deleitamos con la imponente planta del Colegio de Nuestra Señora de la Antigua, también llamado de los Escolapios. De trazado herreriano el colegio fue Real Seminario hasta 1773, por tanto, algunos historiadores lo consideran el germen de la universidad.
Hay mucho que ver en el Colegio aunque hay dos puntos de obligada visita. Su iglesia es lo primero. Aquí destaca el famoso retablo de Francisco Moure que ocupa todo el altar mayor y en el que se representan varias hermosas escenas de la Biblia esculpidas delicadamente en madera de nogal.
Lo segundo es su pinacoteca donde hay dos espectaculares cuadros de El Greco. La aparición de la virgen con el Niño a San Lorenzo y San Francisco y San León meditando sobre la muerte.
Si salimos del templo, lo que antaño había sido la huerta de los padres Escolapios ahora es este apacible parque de Los Condes.
De aquí subimos al cerro y entramos por la Puerta Nueva al barrio judío. En la calle Falagueira se han recuperado algunas casas, la Zapateira aun tiene buena planta, o la Pescaderías donde vivió la familia de los Garbotes. Todas ellas son el recuerdo de lo que ha sido en el siglo XV.
De aquí, coronamos el alto para admirar el conjunto monumental del Monte de San Vicente. El Pazo Condal es hoy Parador Nacional. Su iglesia parroquial tiene curiosas tallas en su fachada, como la de santa Lucia. Y su torre homenaje es el único elemento que se conserva en pie del castillo. Construída entre los siglos XIII y XV tanto por fuera como en su interior está perfectamente conservada. Desde aquí podemos obtener unas hermosas vistas de toda la ciudad.
Sin embargo, Elsa, nosotros nos hemos querido despedir de ti como hemos empezado, al lado del agua, al lado del Cabe, donde esperamos que este viaje por tu Monforte natal te haya gustado.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook