Mapa de recursos


Escuela De Moda

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

El Instituto Español de Comercio Exterior cifra en más de 2.400 millones de euros el valor de las prendas exportadas por Galicia en 2007.

La moda genera en Galicia un 13,9 por ciento del Producto Interior Bruto, y que nuestro país es uno de los principales focos de exportación en España por encima de Madrid y Cataluña.

 
La moda es un arte que finalmente pone en valor la industria textil, uno de los pilares fundamentales de nuestra economía. Los grandes diseñadores gallegos han sido capaces de traspasar fronteras y sus modelos se venden en las más prestigiosas tiendas de medio mundo. A los creadores pioneros, impulsores de la gran industria en los años setenta, debe Galicia su liderazgo en el mundo de la moda. Nombres como Adolfo Domínguez, Antonio Pernas, Purificación García, Kina Fernández y un amplio etcétera siguen en primera línea del diseño como ejemplo para las nuevas generaciones. Pero, a juzgar por lo que se ha visto en Cibeles este año, ya hay relevo para los grandes modistos. Y buena parte de esta continuidad se debe a la elevación del rango de los estudios de moda, que han pasado a ser universitarios.
La Escuela de Moda de Galicia, dependiente de la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de Vigo, ya inició un nuevo curso. Algunos de sus alumnos, recién titulados triunfan ya en prestigiosas pasarelas, como es el caso de Amai Rodríguez Coladas en el It?s Fashion Show de Trieste Italia. En Cibeles compartió éxito con alumnos de la Escuela de Moda de Allaríz, creada bajo la dirección de Adolfo Domínguez, otro de los centros de enseñanza de diseño creados en Galicia. A la pasarela de Cibeles se subieron los modelos de la ourensana Lorena Rodríguez, que presentó una colección de vestidos en piqué. Sara Lage, asimismo de la escuela alaricana, con elementos rompedores en alusión al sinsentido: flechas que atraviesan camisetas, escotes con mangas y cabezas tapadas. Y Marta Díaz, con diseños inspirados en la tecnología y en la naturaleza.
En estas jóvenes, entre otros, deposita la moda gallega su futuro. Un futuro en el que tiene mucho que ver la preparación artística y cultural que se adquiere en nuestras escuelas superiores.


Necesita Flash Player.





Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook