Mapa de recursos


Playa de Allariz

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

El agua es el elemento motor de este precioso pueblo perfectamente rehabilitado.

Allariz ha trabajado para convertir su pueblo en el lugar en el que todo querríamos vivir, escogieron su destino y lo pelearon hasta conseguirlo. Una transformación que es la prueba de que es posible la reconversión, apostar por el desarrollo y a la vez, por la recuperación del patrimonio, un ejemplo de planificación urbanística y sobre todo de armonía.

 
Aunque en Allariz está la playa fluvial mas vistosa de cuantas provoca el río Arnoia, seguiremos su trayecto desde donde nace, en el idílico paraje de Rebordechao, al pie de la sierra santa. Porque descender desde aquí con el río es como un sedante que se inicia con el Coto dos Medos, de excelentes truchas y llega a la playa fluvial de Baños de Molgas, al Parque Ansuiña, un lugar sorprendente por su belleza y por la cantidad de alisos que pueblan sus márgenes.
Río abajo, el Arnoia crea excelentes espacios para el ocio, tras el puente romano de Baños de Molgas. Nos salen al paso molinos que nos recuerdan que esta zona fue tierra donde mayormente se cultivaban el trigo y el maíz.
Desde la Villa de Xunqueira hay que buscar el río para encontrarlo de nuevo. Se esconde por paisajes inigualables, como si quisiera conservar toda su pureza, huyendo del progreso. En este tramo del Arnoia, se refugia de nuevo la trucha para disfrute de pescadores. Baja más rápido para decir adiós a Xunqueira, pero enseguida se volverá calmoso. Será ya en Allariz. Es aquí donde el Arnoia se siente especialmente bello, incluso antes de adentrarse en la villa. Le abre el paso a ella uno de los más hermosos puentes medievales de toda Galicia. En su trayecto urbano por el entorno de Acierrica, el Arnoia nota especialmente la mano del hombre que no solo mima sus aguas, sino sus entornos. En las orillas del río está una de las playas fluviales más bonitas del País. Por un lado, el espacio verde bajo la sombra de los chopos casi centenarios. Por el otro, las piscinas a pié de río para disfrute de todos.
El Arnoia es en este lugar el espejo de la belleza y se nota que fue aquí donde mas culto se rindió al agua del río y a la vida en calma.
Allariz es hoy una de las villas mas atractivas tanto para vivir, por hallarse en la proximidad ourensana, como para el turismo. Allariz, vive actualmente el mejor momento de su historia, a pesar de ser esta tan amplia, que se pierde en las primitivas tribus galaicas que habitaban en su castro, que también fue castillo medieval. Su transformación en los últimos años ha sido espectacular y sirve de magnífico ejemplo de cómo se debe actuar urbanística mente, sobre todo cuando en juego está un rico patrimonio etnográfico, cultural y natural.


Necesita Flash Player.





Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook