Mapa de recursos


Vamos de Romería.

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Dicen los expertos que los gallegos celebramos al año mas de mil fiestas catalogadas como romerías

Lo que hace única a Galicia son sus tradiciones, que permanecen vivas en el tercer milenio, porque son cultura popular y la raíz de nuestras creencias. Este es un País de magos, meigas, y santos milagreiros. En honor a ellos la fiesta se llamó romería.

 
Desde los tiempos más remotos nos hemos inventado romerías para rezar pero también para bailar y para yantar. ¿Cuantas fiestas hay en Galicia? Nosotros, por lo menos, no nos atreveríamos a dar una cifra. Dicen que son más de 4000 solo las fiestas locales, a las que hay que sumar romerías, fiestas gastronómicas y otras tradicionales.
Decía Vicente Risco que Galicia "pode ser pequena en extensión, en hondura e entidade, é tan grande como queiras". Porque la realidad es que las fiestas superan con creces el número de municipios, porque cada lugar, aldea, o parroquia tiene una identidad propia que reivindica mediante una festividad. Las romerías están a medio camino entre la devoción más fanática y la celebración pagana y pecaminosa de gula y diversión. Es decir que en ellas se reza, pero también se come y se baila.
La romería por excelencia es la del día del Apóstol, que se festeja por todo el país. Pero las hay con casi tanta fama como ésta, por diferentes cosas, por fervor religioso, por extravagancia, o por poder de convocatoria. Muchas de ellas tienen una larga tradición. Desde el siglo XV se celebra la Procesión de las Mortajas en A Pobra, que cumple con todos los requisitos de la romería gallega. Pasión, devoción, agradecimiento y fe. Un fervor que estremece al más escéptico. No es la única en Galicia que utiliza los ataúdes aunque esta tiene alguna peculiaridad.
En Padrón el Santiaguiño do Monte congrega a miles de turistas. Se saca la imagen en procesión y se sube a hombros por 132 escaleras hasta el monte donde dicen que predicó el apóstol, gaitas y comida en la carballeira. No es un lugar cualquiera, se celebra en los alrededores un santuario palecristiano, un lugar histórico de peregrinaciones Xacobeas desde la Edad Media.
Dicen que ya en la Edad de Bronce los gallegos trataban de domesticar a las bestias. Lo que ha sido durante siglos todo un rito, se ha convertido en los últimos años en un auténtico espectáculo festivo. Aunque no es celebración religiosa, el curro de Sabucedo es el más famoso de Galicia. Durante tres días son casi 600 caballos los que pasan por las manos de los agarradores. Unas 30.000 personas acuden al concello de A estrada para ver esta lucha entre hombre y animal.
Pero no solo en Sabucedo, entre julio y agosto todos los fines de semana hay algún municipio que celebra su propia Rapa das Bestas, un rito ancestral que se ha convertido en atracción turística. Este de Sabucedo es ya fiesta de interés turístico internacional.
Cuando llega el verano los gallegos vamos de fiesta en fiesta y de romería en romería, nos mueve la devoción, el fervor y la fe, pero cuando el santo vuelve a la iglesia empieza la fiesta, empanada, pulpo, algo de beber y la gaitas que no falten.


Necesita Flash Player.





Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook