Mapa de recursos


Paisajes de Mar y Tierra

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Al peregrino y al visitante les impactará la belleza de los paisajes de interior y, especialmente, los de mar.

La ruta Xacobea a Fisterra pasa por el municipio de Cee, que abre dos ventanas al mar para mostrarnos magníficos paisajes y que es el epicentro comercial de toda una comarca.

 
No tiene Cee una unidad geográfica definida, pero sí abre sus principales ventanas paisajísticas, por un lado al mar de Lira y por el otro al Atlántico que crea ensenadas de ensueño entre el Pindo y la ría de Corcubión.
A la hora de buscar el paisaje interior, se encarama a altas lomas conocidas como Sete Grises, Alto das Penas y montes de Quenlle, que son los protectores de los vientos del cuarto cuadrante, siempre fuertes por la proximidad del océano.
Tiene Cee un río cuyo curso hay que seguir. Es el río Castro, generador de un valle magnífico, bello, apacible, en el que se asientan aldeas pintorescas. Hasta que al final se precipita para crear una ría de extraordinaria belleza, la de Lires.
Un paraíso en el medio de una costa abrupta y salvaje. Las casas de la aldea se amontonan sobre un terreno pendiente, situado entre el río Lires por la izquierda y O Castro por la derecha, al amparo de pequeños montes.
Las actividades agrícolas se mezclan con las marineras, por lo que al lado de los hórreos se pueden ver utensilios de pesca. Atravesando la aldea a través de las estrechas calles, se llega a la pequeña y tranquila ría, donde en distintas épocas del año resulta fácil ver patos, garzas y otras aves acuáticas difícilmente visibles en otros lugares. A la entrada de la ría está la playa, que viene siendo como una continuación de la de Nemiña.
Otra ruta marina es la que descubrirá el viajero entre O Pindo y Cee, con magníficas panorámicas del Fin de la Tierra y lugares fantásticos que el mar bate con fuerza. Porque esta es una costa alta y escarpada, salvo en el lugar que se conoce como Caneliñas, en donde aún quedan los restos de una antigua factoría ballenera.
ero los amantes de la playa y del verano, buscarán abrigo del mar de Fisterra en una pequeña bahía creada por el arenal de Estorde. Es en realidad una de las pocas playas tranquilas de esta zona marítima, que se considera ya Costa da Morte. Desde el año 2003 tiene bandera azul y en torno a ella está creciendo el turismo de veraneo.
Cee, ya ven, es una bonita opción para visitar la semana que viene y pasar unos días de ocio.


Necesita Flash Player.





Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook