Mapa de recursos


Rubiá, las Palas y el Sil

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Uno de los principales valores naturales de Rubiá son los paisajes que configura el río Sil a su paso por el municipio.

Y una de las curiosidades de esta tierra son las "Palas" o cuevas. En Rubiá hay más de doscientas.

 
Antes de conocer el alto de los montes del Parque Natural de la Serra da Enciña da Lastra vamos a ir por la orilla del río conociendo las formas del Sil a su paso por Rubiá . Aquí las fuertes pendientes se convierten en el lugar ideal para la práctica de los deportes de aventuras y los cañones para los deportes acuáticos. Muy cerca se hayan pequeñas aldeas como Covas, por donde pasa el tren primero a la vista y luego escondido entre las montañas por un túnel.
El Sil serpentea a su entrada en nuestra comunidad autónoma entre las altas rocas calcáreas dentro de las que podremos encontrar espacios naturales como las llamadas palas o cuevas. De la mano de Manuel Núñez, espeleólogo, que lleva años recorriéndolas, conoceremos la cueva del Oso Cabernario, llamada así porque aquí se han encontrado resto de uno de estos osos de enormes dimensiones.
Estas palas que acabamos de conocer se encuentran en el territorio perteneciente al núcleo de Vilardesilva, que tanto esta aldea como Biobra también forman parte del terreno ocupado por el Parque natural. Precisamente en Vilardesilva es donde está la única casa de turismo rural de la que ya les hablamos, o Chao do Prao, donde además de comer también podrán alojarse para desde allí recorrer las rutas de senderismo del parque.
Otra aldea digna de ser visitada aunque quede ya fuera del entorno de la Serra da Enciña da Lastra es Pardollán. En este pequeño núcleo las casas aún conservan el buen gusto tradicional y donde menos podía parecer podemos hasta encontrar un bar con rede wifi. No muy lejos de allí quedan también los restos de la ermita románica de Santo Estevo de Pardollán.


Necesita Flash Player.





Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook