Mapa de recursos


El traje gallego está de moda.

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Acompáñennos a elegir un traje gallego y sus complementos.

Nuevos cortes, nuevos patrones pero inspirados en la vestimenta tradicional. El traje gallego está de moda, negro o con falda de colores, con botín o bota.

 
Nuevos tonos y renovadas joyas. Lo que funcionó en el pasado regresa con fuerza. El traje gallego no es sólo tradición. Nos encontramos con tiendas donde podrás escoger entre las últimas tendencias. Bulideira está a la última en lo que a trajes se refiere. Y hay demanda. Asociaciones, Casas de Galicia, particulares, todos quieren tener su traje en casa. Y hay precios para todos los gustos.
Todo depende del traje que escojas, cuantos más bordados, más trabajo, y por tanto más coste. Para elegir un traje habrá que empezar por los pololos y la enagua. Suelen ser de lienzo gordo para mantener el vuelo de la falda. Las medias antes se llevaban negras o blancas, pero ahora la moda son los colores. Y encima los calcetines, bien gorditos para el frío y los trajes de campo, o un poco más finos para los de gala. La camisa puede ser de lino, lisa o con detalles, y siempre color hueso. Los colores se pueden volver a utilizar en las faldas, de paño y terciopelo; o decantarse por la negra de raso. Encima de la falda llevaremos un mantelo. Es una de las piezas que más encarece el traje puesto que es donde más bordados hay. A veces se cubre el mantelo con un mandil y otras se lleva al aire. Los chalecos ensalzan la figura de la mujer. A modo de corsé suelen llevar mucho color, aunque el más común es este, un rojo agranatado. Encima podemos llevar el Dengue o una chaqueta que lo sustituya. En los trajes más oscuros se aprovecha el momento de elegir el pañuelo para darle luz. Uno se llevará a modo de mantón y otro lo utilizaremos para la cabeza. Siempre fijándonos en las nuevas tendencias.
Llega el calzado, que perfectamente se podría utilizar aunque no vayas vestida de gallega. Cómodo y negro se puede elegir entre la bota o el botín. Aunque antiguamente lo que más se usaba, sobre todo en el campo era el zueco y hay elegirlo todo bien, porque hoy en día nuestro traje es una inversión. Pero en Bulideira van más allá y están trabajando en una nueva línea de moda. Los complementos son parte fundamental para ir perfecta. Los collares, los sapos, los pendientes, todos hechos de manera artesanal. Antonio Mayes se dedica a reproducir accesorios del traje tradicional gallego. Y aunque su principal mercado es el de aquí, venden a otras ciudades fuera de Galicia. Bulideira le encarga las joyas para que no falte detalle en nuestro traje. A la hora de realizarlas se inspiran en joyas antiguas personales, del Museo do Pobo Galego y de otros museos e intentan acercarlas a la actualidad. Utilizan una pieza de muestra sobre la que después harán la serie entera, sacar la primera pieza les puede llevar entre 3 y cuatros meses. En su catálogo disponen de unos 200 pendientes y unos 90 sapos.
Así que ya saben, si quieren estar a la última, háganse con un traje gallego, y no olviden sus complementos.


Necesita Flash Player.





Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook