Mapa de recursos


Las rutas naturales

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

Nos vamos a caballo por la ruta do Leboreiro. Desde la Sierra descubrimos los más grandiosos paisajes de toda la comarca de Celanova.

El caballo es el compañero ideal para recorrer la multitud de rutas posibles en tierras de Celanova, sus montes y sus ríos, sus paisajes que emocionan.

 
Así se puede conocer desde una nueva perspectiva la sierra del Leboreiro, Cachiquimbra, el Arnioa. Desde luego que vale la pena, pero no sólo se fíen de nuestra palabra, hablen con la gente de Celanova. Ellos le dirán que desde que el inquieto Camilo, músico, jinete y policía, compró un caballo, de no haber ninguno en esta comarca hoy hay casi 50. Esto tiene una explicación clara. Y es que así luzca un espléndido sol, como que llueva como sólo aquí puede hacerlo, el caballo es el compañero ideal para recorrer la multitud de rutas posibles. Una comenzaría en Castromao, el importantísimo yacimiento castreño. Con cualquier otro medio sería una profanación recorrerlo. Al trote, o al galope contemplamos los restos de este yacimiento habitado desde el siglo IV a.c. hasta el III d.c. Debe ser la nuestra una manera bastante similar de disfrutarlo a la de los participantes en el folión castrexo que se celebra todos los años. Podríamos seguir por algunas de las pistas que han sido adecentadas por Protección Civil hasta Cachiquimbra. Siempre huyendo del asfalto, algo que aquí aún es posible. En la Casa da Neve se dice que existió una vieja ciudad medieval. Lo que sí es real es que los monjes guardaban aquí la nieve que conservaba los alimentos y daba una rica agua. Si es verano el ascenso al Leboreiro está asegurado, y en días de suerte es posible encontrarse manadas de caballos salvajes. Desde Castromao hemos contemplado una impresionante panorámica del valle del Arnoia y Sorga, así que apetece un chapoteo. Estas son algunas de las posibilidades, las rutas son ilimitadas. En ocasiones los integrantes de la Asociación Hípica de Celanova se unen a los de otros lugares y hacen rutas a Portugal, Lalín, Cartelle, Gomesende, o Carballiño. Otras veces Celanova acoge fiestas a caballo en las que se juntan más de 200 jinetes que ya conocen estos paisajes, y a los que se acercan a veces desde muy lejos.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook