Mapa de recursos


TERRITORIO ALBIÓN.

Añadir a digg | Añadir a technorati | Añadir a wikio | Chuza esta nova | Añadir a Menéame | Añadir a Del.icio.us | Añadir a Yahoo | Añadir a tuenti | Añadir a fresqui | Añadir a facebook | Añadir a newsvine | Añadir a stumbleUpon | Añadir a spurl | Añadir a blinklist



 

La comarca conserva un rico patrimonio histórico artístico.

En Antigua comarca de Burón se asentaron en tiempos pretéritos los Albiones, antigua tribu galaica a la que debemos parte del patrimonio etnográfico. Fonsagrada fue lugar de paso en la peregrinaciones a Compostela. La capilla de Santa Maria , el Hospital de Montouto y el templo de Lamas de Moreira son algunas muestras de la riqueza patrimonial y artística que encontraremos en nuestro recorrido.

 
Los vestigios prehistóricos constatan la población de esta zona en tiempos pretéritos. Nada sabemos de cuando nació ni del cómo de sus inicios.
En todo caso se habla de una antigua estación de arrieros.
Justo en estas tierras que hoy conocemos como A Fonsagrada, habitaron los Albiones, una antigua tribu galaica a los que debemos buena parte del patrimonio etnográfico, principalmente la construcción de las típicas pallozas. Son las viviendas por antonomasia y su estructura es consecuencia directa de la geografía de la zona.
Su base, generalmente ovalada, paredes de piedra y techo de paja: todo lo preciso para resguardarse de los duros inviernos fonsagradinos.
No sólo estos restos arquitectónicos son los que nos hace detener en este municipio. Pues aquí se crea el ambiente propicio para transmitir el rico patrimonio que posee Fonsagrada. El fuego, las piedras y el agua son tres de los elementos simbólicos que protagonizan la mayoría de su historia. Entre ellas la de La Fonte Sacra, que probablemente es la que dio nombre a la capital del municipio. Es muy posible que esta fuente gozase de veneración ya en tiempos del paganismo y que luego fuera cristianizada.
Fonsagrada fue desde siempre un lugar de paso en las peregrinaciones a Santiago de Compostela. Fue centro de devoción y de visita obligada a Santa María, como centro de encuentro, al menos desde el siglo XVIII.
Pero hay más rasgos de devoción en este elevado territorio. Para facilitar la ruta del peregrino, el Rey don Pedro Ifundó en el 1369 el Hospital de Peregrinos de Montouto, hoy en ruinas. El edificio estaba destinado a socorrer los peregrinos necesitados que se disponían a visitar al Apóstol.
Aún no a 50 metros nos encontramos con el dolmen del Hospital, que así se conoce. Es una pequeña muestra de los restos megalíticos que nos podemos encontrar como testigo de un modo de vida diferente en los inicios del municipio, mucho antes de que A Fonsagrada perteneciera a Pobra do Burón. Y es que tanto Fonsagrada como Negueira de Muñiz pertenecieron a Burón hasta el 1833. Recorriendo cualquier ruta por la comarca encontraremos en cada rincón y en cada aldea, motivos de la riqueza patrimonial religiosa, a veces pura y a veces retocada por el paso del tiempo.
Por ejemplo, tenemos el templo de Lamas de Moreira, de datación y estilo románico. Tiene varias particularidades, pero quizás la más destacable es la de su ventana tipo saetera, abierta en el centro del muro semicircular, dando un respiro al ábside perfectamente conservado. Lo que también guarda como preciados tesoros son los tres retablos del siglo XVIII y una cruz de plata de la misma época. En este mismo lugar la atención también se centra en las casas, ya renovadas, de los antiguos señoríos, como la Casa Palacio de Lamas Moreira, que goza también se una pequeña capilla privada. Y es que aquí cada muestra de poder se conserva cuidadosamente, como en el Palacio de San Martín de Arroxo, que a pesar de haber sufrido una gran reforma, mantiene el escudo de su antigua casta y en general de su antigua historia.


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook