La Ciudad Verano - Programa 412

PLAYA CORUÑA
 
Frente al Atlántico escribió la ciudadlas mejores páginas de su historia.

Desde el mar crecieron puertos: pesquero, comercial, de cruceros, deportivos… Aunque dice el alcalde Losada que la reforma próxima de La Marina será la gran puerta de entrada de la Ciudad-Verano al siglo XXI.
 

Tocando Cielo
 
El faro más antiguo, las torres de la modernidad y un edificio en pleno corazón de la urbe, tocan techo en A Coruña.

La fiebre por rozar las nubes. Y por ser testigo privilegiado de cielos que en cuestión de minutos cambian, han convertido a Coruña en una ciudad de altura, que jugando con la verticalidad de sus edificios, ha tocado el techo gallego.
 

Las Antiguas Minas
 
El wolfram de Vila de Cruces, Santa Comba y Lousame

El wolframio puso freno a la emigración gallega a América, en algunas comarcas del rural gallego.
 

LA CONQUISTA DEL MERCADO EXTERIOR
 
La Galicia siglo XXI no para de crecer.

Es muy difícil cuantificar el número de empresas, y aún más de empresarios gallegos que cada año se asientan en todo el mundo diversificando y situando nuestra comunidad en los mejores ranking de mercados internacionales.
 

LA PLAYA ARTIFICIAL
 
Nos vamos a Cerceda donde una gran playa artificial atrae a miles de personas.

Cuando termine el verano, más de 150.000 personas habrán disfrutado del Aquapark de Cerceda en un ambiente enteramente familiar. Porque hay quien dice que esta es la playa favorita de todos los niños gallegos.
 

La Universidad de Europa
 
Compostela es sinónimo de peregrinación, pero también lo es de formación y cultura.

La compostelana es la universidad que mayor número de alumnos extranjeros acoge de todas las gallegas, principalmente de alumnos con beca Erasmus de la Comunidad Europea, aunque también alumnos de diversos países latinoamericanos.
 

EN LAS RIBERAS DEL CABE
 
Un recuerdo para Elsa desde su Lemos natal.

Tiene muchas postales el Monforte de hoy, que no identificaría Elsa. Ella vive del recuerdo de una estación desierta, de un castillo en ruinas, de una villa de paso y de una tierra de mucha niebla y poco sol.Hoy Elsa, en su Buenos Aires querido, sigue teniendo alma gallega del Valle de Lemos.
 

 
 


Comparte esta página o añade un comentario en tu Facebook



Última actividad en Facebook